Guorquinprogres: Desahucio [Jonnathan Opazo]

SELECCIÓN DE POEMAS

PRIMER DÍA: SU LUZ

La luz entra
recortada por la ventana.

Eso es todo:
la luz entra recortada
por la ventana

ESPECTROS

He soñado bultos negros alrededor de
mi cama, monjes oscuros que comandan
una secta dedicada a espantar a los enfermos

a llevarlos irremisiblemente al borde de la
locura para barrer los signos del dolor que
se avecina.

LA GRAVEDAD Y LA GRACIA

Este cáncer es una polilla que se estrella
infructuosamente contra una ampolleta.

Y la rompe.

LENGUA DE DESPEDIDA

¿en qué lenguaje
le digo a mi perro
que me largo para
siempre?

.

EL TERCER HOMBRE

¿Sentirías compasión por alguno de esos puntos negros si dejaran de moverse?

Viena está en ruinas
Orson Welles, joven,
interpreta a un traficante
de penicilina

el mundo era
como ahora
un valle de lágrimas

Si te ofreciera 20.000 libras por cada puntito que se parara, ¿me dirías que guardase mi dinero o empezarías a calcular los puntitos que serías capaz de mirar?

le pregunta Harry Limes a Holly Martins
imperturbable: ¿piensa Dios, lejano e
inabordable, en los humanos como
puntos negros que de pronto dejan
de moverse?

Nadie piensa en términos de seres humanos. Los gobiernos no lo hacen. ¿Por qué íbamos a hacerlo nosotros?

Orson Welles conserva
la juventud que sólo pueden
tener las imágenes en la
televisión……………..yo
observo………calculo
río, si es posible, y le
pregunto a Dios, si existe,
en mis prédicas:

¿Sentirías compasión por alguno
de estos puntos negros si dejaran
de moverse?

ORILLAS

sueño que camino descalzo
por la costa. Las gaviotas
parecen la estela que un
barco invisible va dejando
en el vacío del aire. Siento
cada grano de arena buscando
un lugar para viajar de un
lugar a otro en esta inmensa
orilla. Cada movimiento del
mar, por suave que sea, es una
perla que el sol ilumina por
una fracción de segundo.

frente a una roca, colorado y
seco, un cangrejo se llena de
moscas, pulgas de mar, plumas
que el viento arrastra.

presiono mi pie sobre
su pálida caparazón:
sangra.

despierto y casi no
respiro.

Poemas extraídos del libro en proceso Desahucio


CUESTIONARIO

1. ¿Cuál fue el impulso inicial que dio origen a este libro? ¿Qué ideas o experiencias motivaron su realización?

Llega un momento en que parte del mundo adulto que conoces empieza a morirse, a enfermarse, a sufrir los estragos de una adicción. Es el tiempo de los hospitales, los medicamentos, las recetas y el olor a lejía de las baldosas. Ahí los sanos nos transformamos en cuidadores, espectadores de la pelea sutil que un organismo libra contra su propia destrucción. Por ahí, creo, va un poco el rollo de Desahucio.

2. ¿Qué lecturas han marcado la escritura de estos poemas? ¿Reconoces la influencia decisiva de algún libro o autor en particular?

Diario de muerte de Enrique Lihn y Veneno de escorpión azul de Gonzalo Millán son dos libros bellísimos y perturbadores en partes iguales. Estos poemas parten un poco también del impacto que me produjeron. Agregaría también: Tarde en el hospital de Pezoa Véliz, La enfermedad y sus metáforas de Susan Sontag, Cartas sobre la muerte de Séneca, La muerte de Iván Illich de Tolstoi y la versión libre que Kurosawa hace del mismo en Ikiru. El Black star de David Bowie.
Eso en términos temáticos.
Para enfrentar los poemas me sirvieron harto un par de entrevistas y ensayos de T.E. Hulme, Kenneth Goldsmith —hay que leer Theory para limpiarse un poco de la angustia de la hoja en blanco—, George Oppen y William Carlos Williams.

3. ¿Qué método de trabajo has empleado, has seguido alguna rutina preestablecida?

Leer, acumular citas, mostrarle el trabajo a algunos amigos que no tienen pudor en destruir los poemas si lo consideran necesario.

4. ¿Qué podemos esperar de este trabajo, cómo lo definirías para los futuros lectores?

Qué difícil responder esto. Lo único que se me ocurre es que es un libro más donde la palabra enfermedad y la palabra muerte se repiten mucho.


jonnathan-opazo

JONNATHAN OPAZO HERNÁNDEZ (San Javier, 1990). Ha colaborado con medios digitales y escritos como Lo que leímos, Pániko y Medio Rural. Es becario del Consejo Nacional de la Cultura y las Artes 2016 en la categoría poesía. Premio Roberto Bolaño 2016, categoría cuento.

LEE MÁS ENTRADAS DEL AUTOR AQUÍ